Uno de los establecimientos afectados fue  el café  “El Ancho”,  en la antigua estación de Alsa  donde entraron  tras romper varios cristales, llevándose  una televisión y el dinero de la máquina tragaperras. 

 

Otros de los negocios   que resultó afectado fue   la tienda de fontanería Foncast, donde  según explica su responsable, “por la tarde intentaron  forzar la puerta  y ya por la noche tras romper un cristal de la fachada consiguieron entrar  dañando    una estufa”.

 

 

También  en La Zapica, en los últimos días  sustrajeron un ordenador portátil  forzando  la puerta trasera de la sidrería. Este local   cuenta con cámaras y  sistema de grabación,  y  la Guardia Civil  ya trabaja en la  identificación de  los autores