Redacción

En un  carnaval de lo más  atípico, los usuarios  de la Residencia Miyar Somonte de Amandi,  Villaviciosa,   quisieron celebrar la fiesta  más que nunca.

 Residentes y trabajadores se disfrazaron de “flowers powers”. Muy bien caracterizados lucieron  coloridas   pelucas o  gafas a juego,  y   llamativos   trajes adornados con pegatinas, recortables de flores, y símbolos de la paz, todo confeccionado  `por  los propios residentes en las clases de terapia ocupacional que se imparten varias  veces por semana en la propia residencia.

 Una fiesta por todo lo alto   donde no faltó  hasta con  photocal para las fotos de recuerdo.

Como es tradición, tampoco faltó la música carnavalera,  bailes,  y una deliciosa merienda de churros con chocolate,  como broche final festivo

Galería inferior de imágenes