Vicente Alonso

Un ejemplar adulto de casi dos metros de longitud y algo más de 100 kilos  fue encontrado ayer varado en la playa.  En esta época son frecuentes las manadas de delfines en la costa asturiana que se acercan atraídos especialmente por los bancos de xarda,  entre otras especies de peces.   El cetáceo  se encontraba en avanzado estado de descomposición por lo que es difícil concretar las causas de su muerte.

“Algunos de estos mamíferos mueren debido a las heridas  causadas por el choche con embarcaciones marinas. Otra causa importante de su mortalidad es el ahogamiento cuando caen en las redes de pesca, ya que como todos los mamíferos, los delfines tienen que salir a la superficie a tomar aire cada pocos minutos”, explica el biólogo maliayés Gonzalo Gil

El Delfín común es el cetáceo más abundante en la costa asturiana