EN CONTRA DE LA SUBIDA DE IMPUESTOS

 

En su momento, el PSOE de Villaviciosa realizó un presupuesto para el municipio con un aumento considerable en todas las partidas de gastos. Debido a este aumento en el gasto, el partido en el gobierno era consciente que tenía que realizar un Plan Económico Financiero (PEF), el cual debía estar ejecutado el 28 de junio para cumplir con los plazos legalmente establecidos. Pero lo ocultó deliberadamente al ser periodo electoral y a sabiendas que si los vecinos lo conocían podía suponer una pérdida importante de votos. Dicho PEF es presentado ahora, en el mes de octubre y careciendo de informes técnicos oficiales, lo que demuestra que las medidas presentadas ni son eficaces ni se adaptan a la realidad.

El actual interventor del Ayuntamiento de Villaviciosa, deja en evidencia el PEF adjuntando una serie de conclusiones al mismo, en primer lugar, lo tilda de meras estimaciones por lo que no puede informar ni a favor ni en contra. Además, echa en falta una mayor concreción y precisión en las medidas y remarca que carece de los oportunos informes técnicos. Y en vistas de la ejecución presupuestaria para el año 2020, el interventor avisa que es probable que sean necesarias nuevas medidas para cumplir con el objetivo en la liquidación de dicho ejercicio.

 

Pero las primeras decisiones de Alejandro Vega tras ser elegido alcalde fueron aumentarse el sueldo un 15%, aumentar a 4 las liberaciones y ahora para cumplir con el techo de gasto ha elaborado un tardío PEF cuyas medidas estrella son subir el IBI y 10 tasas municipales para recaudar 180.063 euros, entre las que destacan:

 

Impuesto de vehículos de tracción mecánica (viñeta)

Tasa por otorgamiento de licencias urbanísticas

Tasa por la recogida de basuras

Tasa de concesión de licencias para la apertura de establecimientos

Tasa por concesión de puestos estables en la Plaza Cubierta

Tasa por expedición de documentos administrativos

Tasas de la Escuela de música

Y también anuncia la suspensión de 4 obras prometidas en campaña, como son el Plan de mejora del casco histórico de Villaviciosa, las obras en el Parque de La Ballina, la pista cubierta de la Barquerina y la rehabilitación de la Escuela de Agricultura para la tan demanda “sala blanca”.

 

Es partidista aumentar las subvenciones destinadas a todo tipo de colectivos de forma considerable en el año de elecciones con el único objetivo de lograr votos y comprar voluntades con dinero público, subirse el sueldo en un 15% y aprobar 4 liberaciones para a continuación repercutir todo ese gasto en todos los ciudadanos con una subida generalizada de impuestos. No podemos pagar todos los vecinos de Villaviciosa la mala gestión del dinero público, y mucho menos permanecer impasibles ante unas medidas que fueron ocultadas por el actual equipo de gobierno y las cuales no eran parte de su programa electoral. Las medias verdades se convierten en mentiras y repercuten en los bolsillos de todos los vecinos del concejo.

 

Desde el Partido Popular de Villaviciosa seguiremos apoyando todas las medidas que redunden en mejoras para el concejo, pero creemos que una subida de impuestos generalizada cuando no era una medida contemplada en el programa del equipo de gobierno es sinónimo de ocultar la realidad y faltar a la verdad con intenciones electoralistas.

 

En Villaviciosa, a 2 de Octubre de 2019