La Enciena está situada en la misma ría de Villaviciosa sobre la antigua manga denominada El Fontán; es el molino de marea mejor conservado. Fue construido en 1.880 por Bernardo Llanos Álvarez de las Asturias natural de Corao, concejo de Cangas de Onís. Sus padres don Benito Llanos de Noriega y doña Isabel Álvarez de las Asturias Nava y Posada residían en el Palación, casa solariega de la familia Noriega donde nacieron sus hijos: Amalia, Bernardo, Eduardo, Leandro, Luisa, Ana, Rodrigo y Felipe. Bernardo se casó con Maria de los Ángeles Reguero Menéndez. Está documentado que su hermano Eduardo por iniciativa paterna emigró a Chile donde tuvo una exitosa carrera comercial y una comprometida actividad en las instituciones españolas del país.

 

 

La construcción de este molino debió ser un fracaso económico, pues en la época en que se levantó ya era una industria obsoleta. En julio de 1.884, cuatro años después de inaugurarse la aceña de Tornón, se abrió en el concejo de Villaviciosa una fábrica de harina con dos muelas, que clasificaba y cernía las harinas. La capacidad de producción de esta fábrica, como de otras que levantaron por esa misma época en varios lugares de Asturias, era muy elevada y su rentabilidad alta.

 

 

En 1.902 el molino le fue vendido a Ramón Rivas, vecino de Gijón, que lo compró más como lugar de recreo que como negocio industrial, siendo reformado en 1.917 para su uso como vivienda y manteniendo la planta baja dedicada a la molienda. Dejó de moler en los años cincuenta del siglo pasado, manteniéndose hasta esa época por las circunstancias económicas que concurrieron en España durante la posguerra.

 

 

El edificio es de planta rectangular, donde resalta su torre cuadrada con cubierta a cuatro aguas y en la planta baja un gran porche. A la derecha del edificio hay una gran compuerta con una puerta de madera de dos hojas que se abre automáticamente cuando comienza a subir la marea y se cierra con la bajamar.

 

 

Al traspasar la primera puerta junto a la carretera y hasta llegar a la verja de acceso hay que recorrer un camino flanqueado por unos gigantescos eucaliptos.

 Fuente: www.casonasdeindianos.blogspot.com

Fuente  "Molinos de Mar en Asturias"de Juaco López Álvarez

 

http://www.redmeda.com/biblioteca_digital/dlas227098_lopez_1998/files/dlas227098_lopez_1998.pdf