Redacción

En esta edición, marcada por el COVID-19, la participación ha sido reducida con solo 30 embarcaciones (con el fin de asegurar la distancia de seguridad, así como las medidas de higiene) y donde únicamente un representante de la sección (José Miguel Beneyto) acudió para cubrir la demanda de voluntarios del FEDEMA (Federación de Deportes para Personas con Discapacidad Física del Principado de Asturias).

"La regata, como de costumbre, tuvo una excelente organización, me dejó con ganas de repetir un año más", remarcó Beneyto.  

El Descenso del Sella Adaptado es uno de los eventos deportivos organizados por el FEDEMA más importantes de la temporada, desde su primera edición en 1994, así como una fecha que siempre está presente en el calendario de la sección de piragüismo Ateneo Obrero de Villaviciosa.