Sonia Álvarez 31 años trabaja en el Corte Inglés y David Álvarez de 32 años en un bar de copas. Llevamos 30 años viniendo a Asturias. -¿De dónde venís? De Guadalmar – Málaga, donde vivimos, aunque nuestro padre era de Gijón y nuestra madre es gallega, ellos fueron los que nos hicieron conocer Asturias. -¿De hotel, casa rural…? No, estamos en casa de nuestros tíos Enrique y Blanca que viven en la Quintana – Llavares. -¿Qué conocéis de Asturias, de Villaviciosa y qué os gusta más? Sobre todo la costa, Gijón, donde tenemos familia, Cudillero, Luarca, Luanco, el oriente… Del occidente llegamos a Taramundi, pero lo que visitamos todos los años es la zona de Covadonga y los Lagos y sobre todo nos gusta Villaviciosa. -¿Qué tipo de vacaciones hacéis y cuántos días? Esta vez 10 días, pero siempre estamos por lo menos siete. Lo que más nos gusta es la tranquilidad, la naturaleza, el paisaje y la gastronomía. Aquí lo ponen todo muy abundante y lo mejor de todo es el carácter de la gente. -¿Y la sidra? Nos encanta. -¿Qué os parece Villaviciosa? Sobre todo tranquila, pero tiene los servicios de tiendas y hostelería de una pequeña ciudad. Puedes pasear sin el stress de las ciudades, donde todo el mundo va muy deprisa. Este año hemos venido con unos compañeros de trabajo y se quedaron encantados, con la idea de volver.