Villaviciosa/Vicente Alonso

El Camino de Santiago  bate cada año record de peregrinos en su paso por Asturias. Y cada año igualmente  son más numerosos los peregrinos llegados de toda España, Europa y otros continentes en  ruta   por Villaviciosa. Este camino  de peregrinación  con la meta de llegar a Compostela, se  está  convertido en los últimos años  en uno de los mayores  focos de atracción de visitantes a Villaviciosa

 

Sheryl and Glenn Wells estadounidenses de  Carolina del Norte,  son dos de esos peregrinos  que estos días pasaban por La Villa haciendo el Camino del Norte.

Sheryl ‘directora espiritual’ explica “un profesor que tuve en un seminario me habló de esta historia de tradición cristiana, y del Camino de Santiago,  y lo maravilloso que resultaba su peregrinaje, y la energía espiritual que te puede aportar. La idea me cautivó inmediatamente. Mi marido y yo nunca habíamos  estado en España,  y  decidimos  intentar esta  aventura con tradición de cientos de años”

 

 

 Glenn Wells ingeniero de profesión apunta “hemos comenzado este camino  en Irún  y lo acabaremos en Santiago los primeros días de mayo. Nos gusta la comunidad que se construye como peregrinos,  y la gente que conoces. El camino también es  hacer amistades. Hemos encontrado gente maravillosa en los pueblos, y  hemos hecho amigos australianos, franceses, belgas, coreanos, y por supuesto españoles. No es solo hacer el camino, sino  como caminas, haciendo  amistades con desconocidos”, apuntan Sheryl y Glenn.

Sobre su paso por nuestra comunidad  apuntan. “Nos gustó mucho Asturias, en nuestro país tenemos las montañas en una parte del estado, y la costa en el otro. Aquí están todos juntos. Lo que más nos sorprendió  es que la gente es muy cálida y amable. Por supuesto su belleza y esplendor, esas olas tan grandes, los colores, y que las montañas que  están justo al lado”.

También hablan Sheryl y Glenn de Villaviciosa. “Aquí la gente fue muy amable con nosotros. No tenían por qué,  no nos conocían.  Una persona del  pueblo tuvo un acto muy importante para con nosotros,  enseñarnos esta pequeña Villa. Esto te hace pensar que un solo acto de amabilidad se acaba extendiendo. Nos gustó mucho la Plaza del Ayuntamiento. La  zona antigua, con sus casonas y calles empedradas es preciosa”

Ambos reflexionan finalmente sobre su  experiencia como peregrinos. “Al hacer el camino  cada día tienes la oportunidad de pensar, reflexionar,  y conseguir conocerte a ti mismo, un poco mejor. No solo conoces gente maravillosa, sino que consigues conocerte a ti un poco mejor. Creo que es muy importante hacer el camino una vez en la vida”.

Y se despidieron de Villaviciosa camino a la Catedral de  Santiago. “Estamos viviendo grandes experiencias  personales.  Queremos repetir, el  camino es una aventura apasionante”.